El Cultural Cordón acoge la exposición ‘Rodearse de arte’

La muestra, que permanecerá abierta hasta el 29 de mayo, reúne un centenar de obras con las que se reconstruye el personal universo artístico de su compilador, Antonio Ródenas.

La sala de exposiciones de Cultural Cordón alberga desde hoy y hasta el 29 de mayo la muestra Rodearse de arte, compuesta por más de un centenar de obras y que procura reconstruir el personal universo artístico de su compilador, Antonio Ródenas García-Nieto, una figura insólita en el panorama cultural español del pasado siglo.

La exposición quiere responder a los muy variados intereses de Antonio Ródenas, pero sobre todo quiere poner a disposición del público un conjunto de obras relevantes, muchas de ellas poco o nada conocidas, debidas a la mano de artistas como Darío de Regoyos, Benjamín Palencia, Andrés Conejo, Daniel Vázquez Díaz o Valentín de Zubiaurre entre los pintores; Manolo Hugué, Juan Haro, Cristino Mallo o José Luis Medina entre los escultores; además de importantes obras de arte antiguo de escuela flamenca y española. Un conjunto al que debe sumarse especialmente su colección cerámica con obras españolas de los siglos XVI-XX (Talavera, Puente del Arzobispo, Manises, Triana…), así como otras contemporáneas -menos frecuentes en las colecciones de nuestro país- realizadas por diseñadores como Cuno Fisher (Alemania), Aldo Londi (Italia), Berte Jensen (Dinamarca) o Ulla Procope (Finlandia), sin olvidar a los españoles Mauricio Sanguino, Pedro Mercedes o el propio Pablo Picasso.

Antonio Ródenas (Madrid, 1922-1997), escritor, empresario de éxito y máximo accionista de la compañía discográfica Hispavox, prefirió una vida retirada, consagrada a la escritura, la lectura detallada, la crítica artística y la contemplación de las obras y objetos que conformaron su paisaje íntimo. Apenas ninguna de estas facetas tuvo una dimensión pública. Tanto sus escritos como su actividad compiladora apenas traspasaron el muro de sus más allegados.

La exposición ha sido posible gracias a la colaboración de la Fundación Antonio Ródenas García-Nieto, custodia de sus fondos y de su legado testamentario. Rodearse de arte se ha planteado en torno a cuatro estadios, conectados estéticamente con el personal sentir de Antonio Ródenas.

Como es habitual en Cultural Cordón, se ha editado un catálogo específico para esta exposición, en esta ocasión con textos de Juan Manuel Bonet y Javier Del Campo.

publi BAD.png