Noticias que no se publican, noticias que no existen

En la Declaración de Principios sobre la Conducta de los Periodistas de la FIP entre otras cosas se dice que el periodista debe respetar la verdad, la obligación de informar sobre hechos de origen conocido o la obligación de no eliminar informaciones que son esenciales.

Muchos burgaleses se han extrañado que determinado diario de la prensa burgalesa no se haga eco de una importante noticia que puede afectar al devenir de toda una ciudad y su patrimonio. Incluso algunos nos han contactado para asegurarse de la veracidad de la noticia, ya que, si ese medio no lo había publicado, la noticia no existe.

Hablamos como no podía ser de otra manera de la polémica con las nuevas puertas de la Catedral.

El lunes 19 de abril en Radio Castilla (Cadena Ser Burgos), la periodista Rosalía Santaolalla entrevistaba al embajador permanente de España ante la Unesco, Juan Andrés Perelló y este era muy claro. Si las autoridades y el Cabildo persisten en cambiar las puertas por la obra de Antonio López, la Catedral de Burgos perderá la calificación de Patrimonio de la Humanidad.

Minutos después casi todos los medios locales y muchos nacionales se hicieron eco de estas declaraciones ya que, sin duda, tienen una gran importancia y la ciudadanía tiene el derecho a conocer las consecuencias que tiene este cambio de puertas.


Pero como venimos comentando, un medio local decidió que esto no tenía ninguna importancia.

No es un caso aislado, solo en este tema, han publicado comunicaciones del cabildo, opiniones o noticias apoyando el cambio de puertas, dejando de lado una realidad que no es que sea precisamente minoritaria, el rechazo a las puertas de Antonio López.

Unos critican la obra en sí del artista Antonio López, otros la opacidad en la adjudicación, la falta de participación, pero todo esto, no existe.


Dejamos por aquí algunos de los deberes recogidos en la Declaración de Principios sobre la Conducta de los Periodistas de la Federación Internacional de Periodistas:

  • El periodista debe respetar la verdad y reconocer el derecho de los ciudadanos a conocer esa información.

  • Los periodistas tienen la obligación de informar sobre hechos de origen conocido.

  • Tienen, además, la obligación de no eliminar informaciones que son esenciales para los ciudadanos.

¿Dónde queda esto?