Podemos denuncia el “abandono” de la Escuela Municipal de Música

La portavoz de En Burgos Podemos en el Ayuntamiento, Marga Arroyo, relata que los técnicos de la entidad aún no han cobrado, entre otras, las vacaciones de 2021, y que la aportación municipal ha caído un 70 por ciento.

La portavoz de Podemos en el Ayuntamiento de Burgos, Marga Arroyo, denuncia el “abandono” al que desde la Gerencia de Cultura y Turismo se ha condenado a la Escuela Municipal de Música. Una entidad “que realiza un gran trabajo” en la potenciación e impulso “de la cultura entre los niños y jóvenes” y que, sin embargo, encuentra “todas las trabas del mundo” por parte del Ayuntamiento, el cual está incurriendo “en importantes retrasos en los pagos” de las ayudas y aportaciones económicas.

Como relata Arroyo, los técnicos y trabajadores de la Escuela Municipal de Música se están teniendo que enfrentar a situaciones complicadas desde el punto de vista económico “por la falta de atención” de la Gerencia de Cultura. Señala que, por ejemplo, los técnicos aún no han cobrado parte de las vacaciones del año 2021 ni un complemento contemplado en la nómina de junio de 2022.

No se queda ahí “el desprecio y falta de interés” del Consistorio con respecto a la Escuela Municipal de Música, ya que, según denuncian sus responsables, se ha hecho “caso omiso” a diferentes peticiones de una revisión de los precios. “La Gerencia de Cultura no es que no haya atendido las peticiones de la escuela, es que ni tan siquiera les han respondido”, lamenta Marga Arroyo. Y es que, pese a que el Ayuntamiento ha reducido de manera drástica la aportación a la Escuela (ha pasado de 250.000 a los 80.000 que percibió en 2021, una reducción de un 70 por ciento), las tasas siguen siendo las mismas desde 2012, lo que genera un notable desajuste económico-financiero a la entidad. La aportación del ejercicio 2022 aún no ha sido embolsada de manera íntegra, además.

A pesar de estas situaciones, y tras preguntar una representante de la Corporación municipal en el último Consejo de Administración ordinario de la Gerencia cuáles eran las dificultades en las que se encontraba en la actualidad la Escuela de Música, la presidenta, Rosario Pérez Pardo, negó la existencia de problemas de ningún tipo. “Una situación totalmente incomprensible a tenor de lo que sabemos”, confirma Marga Arroyo.

La portavoz del grupo municipal En Burgos Podemos, por tanto, pide a la Gerencia de Cultura y a su presidenta “que dé la atención que se merece a la Escuela”, garantizando su viabilidad, su estabilidad y el cobro de las nóminas y retribuciones por parte de sus profesionales. “Es responsabilidad del Ayuntamiento que los servicios en los que está implicado cumplan tanto con sus usuarios como con quienes los imparten”, dice Marga Arroyo. “Pedimos que, de manera urgente, se sienten a la mesa con los responsables de la Escuela Municipal de Música para buscar soluciones a esta desagradable situación”, aclara.

La portavoz de Podemos, para concluir, asevera que esta situación “tan triste” para personas que dedican “su tiempo a enseñar cultura a los más jóvenes” demuestra “la falta de interés del equipo de Gobierno en la música en particular y la cultura en general”.

publi BAD.png