Podemos pide al equipo de Gobierno que abandone los proyectos “frívolos y superficiales”

La portavoz de la formación en el Ayuntamiento, Marga Arroyo, espera que las cuentas definitivas demuestren “un proyecto de ciudad” que mire al futuro desde la sostenibilidad y la transición energética.

Podemos espera que el presupuesto de 2023 sea un paso adelante hacia un Burgos “sostenible, vivible, accesible y de progreso”. Así lo defiende la portavoz de la formación en el Ayuntamiento de Burgos, quien tras recibir ayer de manos del equipo de Gobierno el borrador presupuestario del próximo año, anuncia que se realizarán propuestas “siempre en la línea de lograr una mejor ciudad para todos”.

Como ya sucedió en ejercicios previos, Podemos Burgos solicitará próximamente al equipo de Gobierno un nuevo encuentro en el que planteará sus propuestas de inclusión en la previsión de cuentas, que deben ser “un impulso inicial” hacia las políticas “progresistas, transformadoras y de apoyo a las clases trabajadoras” de la próxima legislatura. “En el espíritu de Podemos no está hacer politiqueo tachando desde el minuto 1 el borrador de fracaso o engaño; para nosotras la importante es poner sobre la mesa partidas decididas para mejorar en movilidad, en transición energética, en empleo verde, en igualdad entre barrios y en control del alza de los precios”, argumenta Arroyo.

Por todo ello, y tras analizar de manera seria y concienzuda la documentación entregada en la jornada de ayer por el alcalde -Daniel de la Rosa-, el vicealcalde -Vicente Marañón- y el concejal de Hacienda -David Jurado-, Podemos elaborará una batería de medidas con el objetivo de que sean incluidos en el presupuesto que se presente al Pleno en principio en el mes de diciembre. “El PSOE debe liberarse del yugo de su socio de gobierno y mirar al futuro. Debe pensar en qué modelo de ciudad quiere y empezar a plasmarlo en las cuentas y en los proyectos municipales”, explica la portavoz de Podemos, que solicitará una nueva reunión para trasladar dichas propuestas de manera personal.

A este respecto, para Podemos es fundamental que las cuentas incluyan “partidas decididas” en favor de un nuevo paradigma de “movilidad, de una transición energética que beneficie a pymes y familias; que permita a las clases medias y vulnerables contrarrestar el incremento de los precios” y, especialmente, “que impida que el precio de la vivienda sea un problema para las familias y para los jóvenes, los cuáles tienen difícil iniciar un proyecto de vida”, apunta.

Pero, además, es fundamental que el presupuesto busque “el equilibrio entre barrios”, dejando a un lado “los proyectos frívolos y superficiales” para dar paso a otros que busquen “transformar toda la ciudad, no solo una parte”, asegura. Y pone como ejemplo la edil de Podemos la carencia de un centro cívico en Fuentecillas o el caso de Gamonal, donde solo hay dinero para la reforma de la avenida Derechos Humanos mientras el barrio necesita “ser amabilizado, generar espacios verdes, amplios, que se creen nuevos espacios que den dinamismo como un Centro de Arte en El Silo, que propuso hace tiempo Podemos”.

Mejora de los procesos internos

Por otro lado, para Podemos también es fundamental que el Ayuntamiento trabaje en la “mejora de los procesos y funcionamiento interno”, como lleva meses apuntando la formación, ya que, destaca Arroyo, “en el Consistorio hay talento, pero no se le está sabiendo sacar el rendimiento óptimo”. Por ello, reitera la portavoz de Podemos que es preciso “alcanzar acuerdos que nos trasciendan” y que, “tras el diálogo entre grupos y con el propio funcionariado”, corrijan las tendencias negativas para lograr que los empleados públicos “pongan al servicio de la ciudadanía sus conocimientos”.

Esto, además, permitiría, concluye, que los diferentes equipos de Gobierno “no vean lastrada y frenada su acción” por procedimientos internos ineficaces: “le pasó a los anteriores equipos, le pasa al actual y hay que evitar que al próximo gobierno progresista de Burgos le siga sucediendo”, termina.

publi BAD.png